Material exclusivo para utilizar en el baño

sábado, 22 de octubre de 2011

Promete o promete...


Así que deja que yo y la locura, que es sólo mía, corramos este peligro” 
(Antígona- Sófocles)




El epígrafe no se lo robé a Sófocles, de hecho se lo saqué, y sin pedir permiso, a Pedro Guerra.
Resulta que el canario cantautor editó disquito nuevo y degustando un poco su arte que ya apropié y acopio desde hace años, di con una de sus bellas poesías que llevaba dicho epígrafe antecediendo sus acordes. No creo que Pedrito se enoje por haberle robado, y de última, si así fuera, puedo recurrir a un alegato contundente o, ¿acaso no es cierto que ladrón que roba a ladrón tiene cien años de perdón?
Y ustedes preguntaran, quizá, ¿por qué cual Prometeo me robé el fuego sagrado de tan locas palabras?.
Si piensan en forma etimológica les diré que van por mal camino. Para vidente no sirvo, no he sido bautizado con esos dones y creo que ni siquiera evocando a Orangel o a Ludovica me saldría esa inspiración y arte que conlleva a colocar las manos sobre una bola de cristal y anticipar el futuro de manera inequívoca. Más allá de que ellos también se equivocan y en grande, evocando a mi amigo Alejandro, por llamarlo de alguna manera cercana, en algo hay que creer. Entonces, habrá que creer nomás.  
Si lo relacionan al mundo de las deidades, podríamos ponernos de acuerdo en algo: según lo que leí en Wikipedia, Prometeo no fue un Dios del Olimpo, sólo se considera un Titán y como mi avatar de Puerto Libre y mi apodo niño resultan un anagrama bastante aceptable de dicho cargo mitológico, podría decirles que sí, que de Tatián a Titán sólo hay una vocal de distancia y por ende, me puedo considerar un Prometeo y darme el gusto de andar robando fuegos por ahí, menos los de Galeano, esos sólo por respeto al autor los dejaría abrazados a su hábitat sin tocarlos, con que  sólo se me permita acercarme a calentarme una noche de intenso frío, me bastaría.
Pero también se les puede haber ocurrido que lo mío, esa osada locura de robar lo ya robado, haya sido producto de  tomar lo que es propio y devolverlo mejorado, algo así como al César lo que es del César, pero sin la intención de acumular riquezas, más bien con el propósito de crear y desgranar por allí, cual simientes depositadas en diferentes terrenos, todas las palabras que tienen algo que contar y que decir.
Atenea orgullosa, me mira desde su nube y  Zeus vuelve a la escena con la trillada y aburrida creación de una Kandora, portadora ya no de una caja, sino, convertida ella misma en la promulgación de todos los males, con la intención de persuadirme y recuperar la admiración que tiempo atrás tuvo sobre la totalidad de los mortales.
Como conozco su táctica y me sé el desenlace, debo ser más astuto que mi predecesor para no correr el riesgo de que un par de cuervuchos me ultrajen comiendo el hígado (con lo que cuesta hoy por hoy un trasplante en este país).
Como ya hay muchos enamorados de Kandora y ella anda por allí regalando males dos por uno, yo sólo ilumino con el fuego las palabras que coquetean con una de las leyes promulgadas durante su primer mandato y de esa forma, halagando sus virtudes, me hago el boludo y la paso bomba.
Pero si lo piensan en forma concreta, las robé porque estoy loco y lo que les voy a contar corre por nuestra cuenta: la de mi locura y la mía (si alguien se quiere sumar, le hacemos lugar enseguida, piensen que los locos y los niños siempre tienen la razón, en una de esas comienzan a creerles)
Dicho todo esto, y antes de llegar al grano (mi amigo Tessi ya habría colgado el teléfono a éstas alturas del relato), aclaro que yo nunca me consideré escritor y creo que es un título demasiado noble y grande para caber en este cuerpo de cualidades despistadas. Sin embargo, debido a la insistencia de muchos de ustedes, quienes se animan a pasar por acá y leer toda barbaridad que aterriza en mi cabeza, les cuento que, cuan Prometeo y su locura heroica, quien escribe, con una locura un poco más kamikaze, tiene la alegría de contarles que SILABARIO ya no sólo es un blog, ahora ha tenido familia y sus parientes en formato celulosa estarán en breve poblando, aunque más no sea, los espacios aún vacíos de mi departamento.

Eso sí, yo no seré Prometeo, pero que este libro Promete o promete no caben dudas, sino comprueben ustedes de que se trata siguiendo el siguiente link:



15 comentarios:

  1. :O CHAN DE LOS CHANES!!!! :O IDOLO TOTAAAAAAL!!!!! :D TE QUIERO! BESOTES!!! Val

    ResponderEliminar
  2. ¡¡¡¡¡¡¡ POR FIN !!!!!!!!!!!

    Yo sí lo vi en mi bola de cristal...¡hace ya mucho!

    Mañana, bueno...hoy domingo me lo descargo!!!!!!

    ¡¡¡¡QUÉ ILUSIÓN !!!!!

    Besotes Sebita...¡lo sabía! ¡Lo sabía!
    Me uno a tu locura con un gran abrazo cálido y de felicitación y buenos augurios.

    ResponderEliminar
  3. Pero qué locura más cuerda!!! Amé está noticia hermosísima!!! Te felicito Sebita por dejarte llevar y por dejarnos leerte!!! Wiiiiiiii

    ResponderEliminar
  4. Te felicito sinceramente !vivan las locuras como ésta!!

    ResponderEliminar
  5. ¡Lo voy a descargar!
    Feliciddes
    Manuel

    ResponderEliminar
  6. Que bueno Sebas!!!!! Me super alegro!!! Muchas Felicitaciones!!!Gracias por compartir estas locuras!! Me encanto la tapa!! Beso y abrazo de oso!

    ResponderEliminar
  7. GRACIAS A TODOS!!! ustedes son los mentores, a ustedes y a todos los que pasan sin dejar registro escrito pero llevándose mis relatos en sus retinas y en la inmensidad de su ser, se los dedico y se los agradezco!!!

    ResponderEliminar
  8. Promete, Sebas. Muy buena letra.¡Felicidades!

    ResponderEliminar
  9. Siempre pensé que Tatián venía de Sebastián, pero ya veo que he estado equivocada.
    Bueno, Titán, solo decirte que te deseo éxitos en esta nueva etapa.

    * Me encanta Pedro Guerra.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  10. Espero que luego de destejer, vuelvas a tejer para seguir contando, entendiendo, soñando.
    ¡Muchas felicidades!

    ResponderEliminar
  11. Pues fíjate que no, lo leí, ¡y completito! Me siento tan orgulloso de ser tu amigo y como dijo Mariana mi gurú, LOS SUEÑOS SÓLO SIRVEN PARA CUMPLIRLOS!!! Enhorabuena precioso!

    ResponderEliminar
  12. Emma, tus promesas resuenan a buenos augurios!!! gracias!!! :)
    Isa, viste, no todo lo que reluce es oro! jajaja. Gracias por tus deseos y qué lindo coincidir también en Pedro Guerra!!! :)
    Leti... la verdad, que yo ni el punto cruz me sé, pero intentaré tejer algo!!! lo prometo jajaja Gracias por tus encantadores felicidades.
    Tessi, amigo querido, gracias por la borrachera que me inventaste en facebook desgraciado!!! jajaja Y coincido con tu gurú patagonia, los sueños son para cumplirlos!!! yo también me siento orgulloso de ser tu amigo!!! ABRAZOS a TODOS... los quiero!!! gracias por pasar, leer y dejar rastros!!! BESOS :)

    ResponderEliminar
  13. Sebastiàn: Felicitaciones!!! Me encantó tu blog y el adelanto de tu libro... me resonò esta parte "pequeño libro de sílabas sueltas y palabras que juegan a soltar la emoción como tantas veces el espíritu no logra hacerlo, conjuré a Saturno y lo mandé, previo despiste orbital, a encontrarse con su amada Venus, deseando que de una buena vez descargue toda su furia y su pasión contra quién estaría más que dispuesta a recibirla"... Voy a intentar descargarlo, pero màs me interesa atesorar el libro en papel, asì que verè donde comprarlo...
    Adelante con tus emprendimientos,me alegro muchìsimo... Paola

    ResponderEliminar
  14. Hola Clara!!! gracias por el ímpetu y las ganas!!! y por siempre pasar a leer.
    Paola, me alegra saber que te ha gustado el blog y que te entusiasme la idea de leer el libro. El libro papel se puede comprar en la dirección que está arriba, es a través de internet pero se compra en formato papel. Saludos, cualquier cosa que no puedas acceder a él, avisame y vemos como te lo hago llegar. SALUDOS

    ResponderEliminar