Material exclusivo para utilizar en el baño

lunes, 8 de julio de 2013

Catytap

Cansadas de la oscuridad que teñía a diario sus conversaciones, Paty y Caty decidieron, a modo de tregua,  terminar aquella jornada  de forma tranquila y relajada.
Encendieron las velas y prepararon la bañera con aceites perfumados de sándalo y manzanilla. A continuación, colocaron abundante cantidad de sales a base de  hipoclorito de sodio, y mientras escuchaban el opus 27 de la sonata número 2 de Beethoven, se entregaron plácidamente a la danza de las caricias, sumergidas en el agua espumosa y cálida.
Al terminar, notaron que la charla entre ellas se había tornado más clara que el cutis de la Luna; tanto es así, que iluminaba la noche.

4 comentarios:

  1. Siempre Iluminan la noche ellas, dejando sus perfumes por donde pasan! No son tiernas? :)

    ResponderEliminar
  2. jajajaja...sándalo e hipoclorito de sodio !!!!
    El sándalo lo conozco, pero el hipoclorito de sodio....¿a qué huele?
    Me gustó la tregua.

    ResponderEliminar